A un año de la implementación de la estrategia Sentirse Bien, la Secretaría de Bienestar reporta un saldo de 25 mil 778 servicios otorgados en materia de consultas médicas generales, fisioterapia, nutrición, psicología, enfermería y de atención dental.
El titular de la Secretaría de Bienestar, Enrique Glockner Corte, aseguró que, de este universo, al que se le acercó y facilitó un acompañamiento integral de salud, el 70 por ciento de la población beneficiada fueron mujeres —18 mil 69 pacientes—. En tanto, los tres servicios con mayor demanda fueron los de enfermería (12 mil 72), las consultas generales (cuatro mil 963) y la atención psicológica (cuatro mil 768).
Además de esta respuesta institucional a favor de la prevención de enfermedades físicas y mentales, la Comuna implementó cuatro proyectos integrales de contención sanitaria de COVID-19 para el fortalecimiento de escuelas públicas ante el inminente regreso a clases presenciales, por una inversión total de 28 millones de pesos.
Se trató del equipamiento de 91 escuelas públicas del Municipio con 245 módulos de cuatro lavamanos, los cuales, se encuentran integrados con dispensador de jabón y purificador de agua. Con ello, se habilitaron hasta 980 zonas de desinfección, en beneficio de 34 mil 676 estudiantes.
Esta dotación se realizó en coordinación con la Secretaría de Educación del Estado para facilitar la logística de entrega de apoyos y contribuir en las instituciones que más lo necesitaban.
Asimismo, se entregaron 11 mil kits sanitarios individuales para las infancias de otras 51 escuelas. De esta forma, niñas y niños recibieron una careta protectora infantil, 10 cubrebocas desechables bicapa, sanitizantes ecológico de 100 mililitros, un paquete de toallitas desinfectantes y un porta kit de tela.
A la par, 409 instituciones educativas recibieron 700 paquetes sanitarios, con insumos de limpieza y desinfección como gel antibacterial, porrones de cloro, así como de jabón para manos, dispensadores y dosificadores, jergas y un termómetro infrarrojo inalámbrico.
En colaboración con EDUCAL – Fondo de Cultura Económica, también se realizó la entrega de 10 mil 500 kits educativos, con material didáctico para reforzar los procesos de aprendizaje, en 36 escuelas primarias.
Estas acciones para la protección de infancias y adolescencias ante la presencia del virus SARS-CoV-2 se ejecutaron con base en recomendaciones internacionales, tomando como referencia los diagnósticos “Saneamiento, gestión y gobernanza del agua durante y post COVID-19” y “Reabrir las escuelas en América latina y el Caribe, claves desafíos y dilemas para planificar el retorno seguro a clases presenciales”, de la Unesco y el Banco Interamericano de Desarrollo, respectivamente.

Artículo anteriorCaptura policía estatal de Puebla a presunto distribuidor de droga
Artículo siguienteImpulsa Ayuntamiento de Puebla evaluación externa de la actuación policial