Foto tomada de Excélsior

La Jornada. Excélsior. A  98 aumentó el número de muertos por el sismo del jueves pasado, confirmó en gira por el estado de México, el presidente Enrique Peña Nieto. Señaló que “es mucho mayor la fuerza de la unidad que tenemos los mexicanos a la fuerza destructiva de un sismo”, y convocó a la población y, especialmente, al sector empresarial a mantener el apoyo para la reconstrucción en Chiapas y Oaxaca, las dos entidades más afectadas por el temblor.
Se informó que En Bahía de Paredón, municipio de Tonalá, Chiapas, hay daños o se perdieron totalmente por el temblor del pasado jueves, 7 de cada 10 casas y la estimación preliminar en todo el estado es de 40 mil viviendas bajo esas condiciones.
Luego de un recorrido ayer por ese municipio, Peña Nieto llamó a las empresas constructoras, ‘‘las que han realizado importantes proyectos de construcción en el país’’, a solidarizarse y contribuir a la reconstrucción.
Anunció que para el gobierno federal son tres las prioridades: garantizar condiciones básicas a la población con albergues, alimentos y servicios médicos; restablecimiento total de los servicios de agua potable y electricidad, y levantar un censo para determinar cuáles pueden repararse, cuántas derruir para levantarlas de nuevo y aquellas a construir porque sólo quedaron escombros, y comenzar la reconstrucción.
En tanto, víveres y artículos de primera necesidad llegaron la madrugada de este martes al Istmo de Tehuantepec, una de las regiones más afectadas por el sismo de 7 de septiembre. La ayuda fue transportada por elementos del Ejército Nacional. La aeronave militar aterrizó en la base de Ixtepec, comunidad ubicada a unos 30 kilómetros de Juchitán.
El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, indicó que ya se inició el censo de viviendas dañadas por el sismo del jueves pasado ya dio inicio. “Por instrucciones del Pdte. @EPN hemos iniciado el censo para la reconstrucción de las viviendas damnificadas”, informó vía Twitter.
También, como parte de la implementación del Plan Marina, esta mañana zarpó del puerto de Acapulco, Guerrero, a Salina Cruz, Oaxaca, la Patrulla Costera ‘Romero’ con 10 toneladas de ayuda humanitaria para atender a las familias damnificadas por el sismo.
La Patrulla Costera arribará esta noche a Salina Cruz, con agua, alimentos no perecederos, enlatados, medicamentos, ropa, cobijas, artículos de higiene personal, desinfectantes y artículos de limpieza, que fueron donados por ciudadanos del estado de Guerrero.
Federación está disponiendo de todo su recurso humano
Peña Nieto precisó ante los moradores de Bahía de Paredón dijo: “que quede claro: ante la emergencia el gobierno está disponiendo de todo su recurso humano, de los titulares de las dependencias para atenderla, y que muy pronto podamos asegurar a los afectados ‘‘que las condiciones regresen a la normalidad’’.
El mandatario reconfirmó: hay hasta ahora –ayer lunes- 96 personas muertas por el terremoto: 16 en Chiapas, cuatro en Tabasco y 76 en Oaxaca. Se han desplegado para los estados más afectados mil 200 médicos y enfermeras adicionales, así como 80 unidades médicas móviles y 7 mil elementos de las fuerzas armadas, sólo para Chiapas, entidad a la cual han llegado además de 100 mil despensas y más de 100 toneladas de víveres, 450 mil litros de agua y casi 100 mil colchonetas y cobertores.
Refuerza Sedena operativo de ayuda en Oaxaca

César Arellano García, enviado, reportó que en el Istmo de Tehuantepec, una de las regiones más afectadas por el sismo de 7 de septiembre, el general de división diplomado de Estado Mayor Alfonso Duarte Mújica, comandante de la Octava Región Militar, señaló que reforzarán la seguridad en las poblaciones para evitar asaltos, actos de rapiña y muertes que en casos de desastres son comunes, así como prevenir las falsas alertas que generan pánico en la sociedad.