Toluca, México.- El gobernador Eruviel Ávila Villegas aseguró que continuarán las revisiones en escuelas, hospitales y las casas de quienes han solicitado apoyo a través del 911, tras el sismo de 8.2 grados Richter, pues la prioridad es garantizar la seguridad de los mexiquenses.
“No vamos a escatimar en la seguridad, en la protección de nuestra niñez, de nuestros maestros, de nuestras escuelas correspondientes. No estaremos satisfechos hasta que revisemos todas las instalaciones educativas, hospitalarias y atendamos todos los llamados debidamente del 911”, puntualizó el gobernador mexiquense.
Al presentar un nuevo balance de las acciones realizadas tras el movimiento telúrico, el titular del Ejecutivo estatal señaló que desde que se pusieron en marcha los operativos de auxilio, se han llevado a cabo 322 operaciones estratégicas para la revisión de conexiones eléctricas y de agua, así como en bordos y presas, sin que se reporten riesgos para la población, y se han atendió también las 211 llamadas registradas en el 911.
Detalló que ya han sido inspeccionadas más de dos mil 700 escuelas, de las cuales 154 presentaron cuarteaduras menores, pero de estas, 51 han sido declaradas fuera de peligro, y cuatro tienen afectaciones en aulas, patios y bardas, áreas que serán reconstruidas, por lo que se puso a disposición el recurso del Programa Escuelas al Cien, y no se descarta solicitar a la comunidad escolar tomar clases en escuelas provisionales.
Resaltó que se ha cuantificado la caída de 12 bardas y 34 postes de luz o teléfono; cuarteaduras en 18 hospitales de 11 municipios que presentan daños leves, como grietas y levantamiento de piso, que no ponen en riesgo a las personas, por lo que no es necesario evacuarlos, además de afectaciones en 50 domicilios, de los cuales solo una familia fue evacuada.
Eruviel Ávila explicó que la CFE reparó 41 transformadores, y se atienden los daños en las vías de comunicación por parte de la Junta de Caminos, además de que ya se repararon fugas de agua en los municipios de Texcoco, Ixtapaluca y Nezahualcóyotl.
En el Salón del Pueblo de Palacio de gobierno, durante un encuentro con notarios, el gobernador Eruviel Ávila, ofreció sus condolencias a las familias de las personas que, por el sismo, lamentablemente perdieron la vida en los estados de Oaxaca, Chiapas y Tabasco.
Destacó que ya instruyó al Grupo de Rescate Aéreo Relámpagos, apoyar los operativos en las zonas siniestradas, y anunció que se abrieron siete Centros de Acopio en las oficinas centrales de DIFEM, ubicadas en el municipio de Toluca, y en los municipios de Ecatepec, Tepotzotlán, Coacalco, La Paz, Atlacomulco, Tenancingo y Lerma, e hizo un llamado a la población para que quienes así lo decidan, puedan apoyar a las familias que se encuentran en las zonas afectadas por el sismo.
Los centros, agregó, estarán abiertos hasta el 24 de septiembre, y se estarán recibiendo alimentos no perecederos, enlatados o en bolsas de plástico selladas, como frijoles, arroz y verduras; artículos de limpieza personal, como jabón, toallas femeninas, pasta de dientes, papel higiénico y de limpieza general como escobas, entre otros, y por el momento, se solicita no llevar ropa y medicamentos.
Los artículos recolectados serán enviados a los damnificados de los estados del sur y a algunos municipios mexiquenses como Ecatepec y Cuautitlán que fueron afectados por las fuertes lluvias.