La Jornada. El PRI en la Cámara de Diputados acusó a sus opositores del PAN, PRD y Movimiento Ciudadano (MC) de pasar de legisladores a secuestradores, y sostuvo que si prevalece el chantaje acudirá al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación para que éste ordene la designación de la mesa directiva.
El coordinador priísta, César Camacho Quiroz, rechazó la intervención, solicitada por aquellas bancadas, del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, a un diálogo público en el Palacio Legislativo de San Lázaro, para que frene la elección del procurador general Raúl Cervantes Andrade como fiscal general.
No obstante, como lo solicitaron panistas, perredistas e integrantes de Movimiento Ciudadano, por la noche la presidenta en funciones de la Cámara, Guadalupe Murguía, hizo una atenta invitación al secretario de Gobernación a un encuentro público, hoy a las 9 horas, ante la situación. extraordinaria que se está viviendo en San Lázaro, la cual requiere diálogo y definiciones.
Sin embargo, en Gobernación se confirmó que este martes Osorio Chong realizará una gira a Tlapa, Guerrero.
Francisco Martínez Neri, coordinador del PRD, preguntó si para el gobierno federal es preferible una parálisis de la Cámara de Diputados durante unos días o un problema de nueve años con Cervantes Andrade en la fiscalía, pero después admitió que una arista del conflicto subyace en el hecho de que, con los votos del tricolor, Ernesto Cordero, amigo de Felipe Calderón, fue electo presidente del Senado.
Sin embargo, el PRI respondió que los partidos tienen mayoría de edad política para resolver sus asuntos, y criticó que, por un lado, sus opositores pidan la intervención del Ejecutivo en un conflicto que es del Legislativo, propiciado por el PAN, y por el otro cuestionen la injerencia del gobierno federal en la designación de Cervantes Andrade.
Lo que asoma es un peligro de atentado contra las instituciones y una irresponsabilidad que esos partidos no han medido. Pretenden estirar peligrosamente la cuerda, y si ésta se rompe será su absoluta y única irresponsabilidad, dijo Camacho Quiroz.