La segunda vuelta electoral o la creación de gobiernos de coalición, ayudaría a enfrentar la fragmentación partidaria que se registra en el país y que no ha permitido avanzar en diversos temas, coincidieron politólogos y funcionarios gubernamentales
En la edición de este viernes, la reportera de La Jornada, Georgina Saldierna, relató que en el foro Prioridades para un programa de gobierno, organizado por la Fundación para la Democracia, José Woldenberg, ex consejero presidente del Instituto Federal Electoral, señaló que a partir de la escisión de la izquierda, la pérdida relativa de votos por parte del PRI y el PAN, la emergencia de partidos pequeños con cierta fuerza electoral, como Movimiento Ciudadano en Jalisco, y el surgimiento de las candidaturas independientes, se está llegando al escenario de una mayor fragmentación partidista.
Ante ello recordó que no han faltado ‘‘exorcistas’’ que han pretendido atemperar o modular dicho fenómeno con propuestas como la de aumentar el porcentaje de votación para que los partidos puedan conservar su registro o establecer una cláusula de gobernabilidad en el Congreso.
Ante Cuauhtémoc Cárdenas, ex candidato presidencial de la izquierda, y otros integrantes de la fundación reunidos en Casa Lamm, Woldenberg recordó que se ha puesto sobre la mesa el tema de la segunda vuelta electoral para los ejecutivos y si bien este mecanismo no es una varita mágica ni resuelve muchos problemas, sí soluciona que el ganador de la Presidencia no tenga más aversiones que apoyos.
Consideró que el punto no debe discutirse antes de 2018, porque estaría leyéndose que tiene destinatario específico y eso sería lo peor que podría suceder, además de que ya no hay tiempo legal para revisarlo. Pero para 2019 sí se podría analizar.
En la mesa “Otra forma de gobierno”, el gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez, recordó que en la más reciente reforma constitucional en materia político-electoral se introdujo la posibilidad de que tras la elección presidencial se pueda construir una mayoría más o menos estable que permita un gobierno de coalición. Esta opción permitiría avanzar en la idea de la parlamentarización.
Carlos Heredia, académico del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), coincidió con Woldenberg sobre la segunda vuelta electoral y llamó la atención sobre el hecho de que una nueva forma de gobierno tiene que recuperar la agenda y las preocupaciones de lapoblación.

Artículo anteriorRuiz Esparza: Graco, culpable del socavón; secretario evade responsabilidad:GR
Artículo siguienteSEDENA y SSP de Puebla aseguran 14 vehículos utilizados para el robo de combustible