Imagen tomada de La Jornada en línea

Nueva York. Después de más de 100 días de confinamiento, los residentes de la ciudad de Nueva York celebraban el lunes el avance en el control de la pandemia de coronavirus reabriendo las primeras peluquerías, tiendas por departamento y cafés al aire libre.
La ciudad, que llegó a ser el epicentro global del coronavirus, fue la última zona del estado de Nueva York en pasar a la fase de 2 de reapertura, con restaurantes y bares ofreciendo servicios y muchas tiendas que volvieron a la actividad.
Las barberías y peluquerías dieron la bienvenida a clientes por primera vez desde mediados de marzo.
Las áreas de juegos para niños también reabrieron el lunes en la ciudad más populosa de Estados Unidos. La pandemia ha matado a casi 120 mil estadunidenses y ahora está azotando a decenas de estados que reportan aumentos récord de casos desde la semana pasada.
Clientes con mascarillas hacían fila en la panadería Clementine del barrio de Bedford-Stuyvesant en Brooklyn y un grupo de vecinos disfrutaban de una cálida mañana de verano bebiendo café en las pocas mesas dispuestas en la vereda.
“Siento como si mi vida estuviera volviendo a la normalidad un poco. Se siente muy bien solo por estar aquí sentada tomando café”, dijo Arden Katine, una profesora de 34 años residente del sector.
En la vecina Nueva Jersey se permitieron deportes al aire libre como tenis y golf, además de algunas competencias. Las prácticas consideradas de alto riesgo, como el béisbol y el fútbol americano, se realizarán sin público.
Nueva Jersey también entregó carta blanca para los salones de estética, barberías y otros negocios de cuidado personal a partir del lunes, aunque con algunas restricciones.
Los nadadores de competencia, que tuvieron que estar alejados de las piscinas desde el comienzo de la pandemia, volvieron al agua en el Club Dolphin Swim de Vineland, que reabrió su sede a las 06.30 hora local.

Fuente: Agencias, La Jornada en línea