Imagen: Especial

El torneo de Apertura 2020 de la Liga MX volverá a la actividad el 24 de julio, aunque con partidos sin público, informó Enrique Bonilla, presidente ejecutivo.
Además del regreso, Bonilla dio a conocer que desde el Apertura 2020 se incluirá un repechaje que aumentará el número de equipos clasificados a la postemporada, de ocho a 12.
Con miras a un eventual regreso a los entrenamientos presenciales, todos los equipos de la primera división han estado realizando pruebas para detectar el coronavirus desde la semana pasada.
Hasta ahora, 33 integrantes de la máxima categoría han salido positivos asintomáticos. El portero Jonathan Orozco y el entrenador uruguayo Guillermo Almada (Santos), así como el delantero argentino Rogelio Funes Mori (Monterrey), han sido los únicos que han hecho público sus casos.
Bonilla anunció también que la ida de la final de la Copa MX entre Monterrey y Xolos será el 16 de septiembre, mientras que la vuelta se celebrará el 23 de septiembre.
El regreso de actividades será sin público. La vuelta de los aficionados será acorde a lo que dicten las autoridades, debido a la contingencia sanitaria por COVID-19.
La Liga MX dio a conocer en la víspera un protocolo para el regreso que incluye cuatro puntos antes del regreso a los partidos. Primero es la realización de pruebas, luego el regreso a entrenamientos presenciales en grupos de seis jugadores, después el retorno a entrenamientos con plantel completo y finalmente los partidos con restricciones en los saludos, festejos y ceremonias previas.
De acuerdo con el organismo, el protocolo fue aprobado por las autoridades sanitarias a nivel federal.
La emergencia sanitaria provocó la suspensión del torneo Clausura el 15 de marzo, cuando ya se habían disputado 10 de las 17 fechas del calendario regular. Fue la primera vez en la era profesional, que inició en la temporada 1943-44, que un torneo se cancela y termina con el título desierto.
Bajo el nuevo formato, sólo los cuatro primeros equipos avanzan directamente y los otros ocho se enfrentan entre sí para dirimir quiénes siguen con vida en partidos a un solo enfrentamiento en casa del equipo con más puntos.

Fuente. Agencias, El Financiero