Puebla, Puebla.- Como medida de prevención en los Centros de Reinserción Social (Cereso), 81 personas privadas de su libertad con síntomas de COVID-19 fueron trasladadas al Centro de Internamiento Especializado para Adolescentes (CIEPA), confirmó el secretario de Gobernación (SEGOB), David Méndez Márquez.
En videoconferencia de prensa presidida por el gobernador, Miguel Barbosa Huerta, para informar de la situación de la enfermedad en el estado, el funcionario explicó que 71 internos provienen del penal de San Miguel de Puebla, siete del de Tehuacán y tres del de Huejotzingo.
A su vez, explicó, los 12 jóvenes internados en el CIEPA fueron llevados a las nuevas instalaciones, un área anexa al Cereso de San Miguel, respetando sus derechos humanos y bajo los protocolos de seguridad.
Por otra parte, el secretario de Gobernación informó que este fin de semana se concluyó el proceso de verificación al cumplimiento de los decretos emitidos por el Gobierno del Estado en materia de prevención del coronavirus en 28 mercados y una central de abasto.
Informó que la SEGOB, a través de la Coordinación General de Protección Civil Estatal, la Dirección de Desarrollo Político y la Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios (DPRIS), supervisó la aplicación de las medidas preventivas entre 10 mil 500 puestos comerciales y 30 mil trabajadores.
Además, Méndez Márquez aclaró que dos organizaciones de comerciantes del tianguis de San Martín Texmelucan aceptaron la aplicación del decreto para no regresar a vender hasta después del 15 de junio, de manera gradual y ordenada.
Por último, confirmó que este lunes no se instaló ninguna organización en el tradicional tianguis de San Martín Texmelucan y que en coordinación con la autoridad municipal serán informados del regreso paulatino a su actividad.