El ciudadano presidente soportó la embestida, en la que quedó en evidencia que no es lo mismo el periodismo analítico y de investigación que la actividad cotidiana del reportero.
Jorge Ramos acudió a la conferencia matutina del ciudadano presidente, pero lo hizo sin abandonar su esencia crítica.
Cuestionó abiertamente al ciudadano presidente sobre la inseguridad y su evaluación positiva. Con datos del Gobierno de México puso en entredicho la apreciación oficial de que ha disminuido el número de asesinatos en el país.
El ciudadano presidente rompió el esquema de sus conferencias de prensa y trató de convencer con sus argumentos a un Jorge Ramos que como buen analista esgrimió su apreciación, en lo que debe reconocerse como un ejercicio ejemplar de la libertad de expresión, pero sobre todo del quehacer periodístico que no se conforma con la reproducción de las declaraciones y percepción oficiales, y se mete de lleno a analizar e indagar, para encontrar incluso en datos oficiales, una percepción que dista de la posición oficial, y la exhibe con objetividad, pero sin apasionamientos.
El episodio, sin duda, además de contar con una amplia proyección mediática, servirá para que la sociedad reciba un mensaje claro y contundente de que hay más de una forma de apreciar el panorama que presentan las autoridades la mayoría de las veces como una verdad irrefutable por su aparente solidez.
Sin duda, esta es la primera ocasión, en lo que va de su gestión, que el ciudadano presidente enfrenta un cuestionamiento ejemplar como el de Jorge Ramos, pero justo es decirlo también como buen político tradicional soportó a pie firme y trató de salir airoso, sin ceder un ápice en su posición, dejando en claro en ese momento su respeto a la libertad de expresión y la confrontación respetuosa.
Y claro, al menos no calificó a Ramos como parte de la prensa fifi, lo que ya es ganancia.
Educación
La aprobación de la reforma educativa, en lo que resta del actual periodo de sesiones, puede descartarse, ante la insatisfacción de la Coordinadora frente a los planteamientos de su contraparte y su insistencia en entablar un diálogo directo con el ciudadano presidente, en lo que equivale a hacer de un lado a los interlocutores con una capacidad de decisión limitada para cabildear con la máxima autoridad.
Consecuentemente, no existen condiciones para que se den por satisfechas las demandas de la Coordinadora y se proceda a la aprobación de la reforma educativa, en el recinto de San Lázaro, con lo que queda en evidencia una vez más que en la guerra de vencidas, al momento los docentes tienen la balanza a su favor.
Puebla
Está por cumplirse una cuarta parte del periodo de campaña, sin que Enrique Cárdenas Sánchez y Alberto Jiménez Merino se decidan a emprender una acción intensa de promoción del voto a su favor, con lo que Miguel Barbosa Huerta quien el jueves visitó Zacatlán, Chignahuapan y Ahuazotepec, donde encabezó actos en lo que de nueva cuenta se percibió un sólido musculo social, se mantiene a la cabeza.
Enrique Cárdenas realizó proselitismo en Tepeaca, donde participó en un evento con militantes y simpatizantes de Movimiento Ciudadano; al tiempo que Alberto Jiménez Merino encabezó eventos en Tecamachalco y Ciudad Serdán, lo que lleva a percibir que en lo que hace a la realización de eventos que permiten tratar de ganar prosélitos y consolidar el respaldo de los militantes y simpatizantes de los partidos que los postulan, ambos candidatos permanecen alejados del puntero.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor haga sus comentarios
Por favor ponga su nombre aquí