El presidente Andrés Manuel López Obrador presentó en Cuautla, Morelos, la Consulta Ciudadana para decidir el destino de la operación de la Central Termoeléctrica Huexca en Yecapixtla, Morelos.
Anunció que el 23 y 24 de febrero se instalarán casillas en municipios de Morelos, Tlaxcala y Puebla con el objetivo de que los habitantes decidan el destino de esta obra de infraestructura heredada al actual gobierno por administraciones pasadas.
El jefe del Ejecutivo dijo que los habitantes decidirán el funcionamiento de esta planta y se les brindará toda la información necesaria para que voten por la opción que consideren mejor.
“Vengo a Cuautla a hacerles la presentación de lo que nosotros vamos a poner a consideración del pueblo y hay que irnos acostumbrando a la democracia (…) es el pueblo el que manda, es el pueblo el que decide”, expresó.
Afirmó que el resultado de la consulta se acatará tal y como sucedió con el ejercicio sobre el aeropuerto de Texcoco.
“Antes de la consulta voy a firmar el compromiso del agua, de la certificación sobre la calidad del agua y sobre la cantidad de agua que se va a disponer, si es menos de lo que se tiene ahora, no va la termoeléctrica y si se contamina el agua, mucho menos, sería yo incapaz de hacer algo así en contra del pueblo de Morelos. Por eso vengo a dar la cara”, remarcó.
Añadió que “no se va a atropellar a nadie y va a haber un auténtico Estado de Derecho. Ya no es como antes, que era ‘estado de chueco’, ahora es Estado de Derecho y son las autoridades judiciales las que tienen la última palabra”.
Sostuvo que en caso de que se apruebe la Central Termoeléctrica que es propiedad de la Comisión Federal de Electricidad, posibilitaría iluminar todo el estado de Morelos y dejar de comprar energía a las empresas extranjeras.
De acuerdo con la directora general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Blanca Jiménez, la planta no agotará el agua y tampoco se contaminará.
“Le creo a ella. Existen problemas de mal manejo de agua, porque los canales están abandonados, se pierde mucha agua, hay que revestirlos, pero el proyecto que se tiene es tratar el agua negra en vez de contaminar, es tratar el agua contaminada, limpiarla para usarla y luego volverla a limpiar y poderla reutilizar en la agricultura, sin afectar”, abundó.
Agregó que mantiene el compromiso de que organismos internacionales como la Unesco y la ONU certifiquen la calidad del agua y se cercioren de su óptimo estado.
Reiteró que como reparación del daño, todos los municipios de Tlaxcala y Puebla por donde pasa el gasoducto pagarán la tarifa más baja de electricidad.
A campesinos y ejidatarios, les dijo que se implementará un programa especial de revestimiento de canales y apoyo para la producción en los ejidos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor haga sus comentarios
Por favor ponga su nombre aquí