Imagen: La Jornada

La Jornada. Petróleos Mexicanos y el Gobierno de la Ciudad de México, aseguraron una bodega ubicada en el pueblo de San Martín Xochinahuac, en Azcapotzalco, en cuyo interior había varias tomas clandestinas de gasolina.
El predio se encuentra en la calle 16 de Septiembre, donde fueron desplegados efectivos del Ejército Mexicano para resguardarlo. Dentro se halló un túnel por donde pasan cinco ductos, a los que se conectaron válvulas y mangueras para extraer el combustible, el cual almacenaban en una cisterna, explicó la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo.
Explicó que tras diversas denuncias vecinales por el fuerte olor a gasolina, en la mañana personal de la alcaldía y de la Secretaría de Gestión de Riesgos y Protección Civil acudió al lugar para realizar una verificación. Ahí, agregó, se encontró al apoderado legal del propietario del inmueble, quien permitió el acceso del personal, el cual halló un túnel donde se ven cinco ductos, todos con tomas clandestinas con llaves muy elaboradas.

Ante esta situación, se dio parte a Pemex, así como a la Fiscalía General de República (FGR), para proceder a la clausura de las tomas, al tiempo que se desplegó a efectivos del Ejército y de la Secretaría de Seguridad Ciudadana local para resguardar la zona.
Asimismo, personal de Protección Civil de los gobiernos federal y capitalino reportó que no hay ningún riesgo para los habitantes de la zona, que en coordinación con Pemex hicieron una revisión en los inmuebles aledaños, los cuales fueron evacuados para descartar cualquier riesgo.
Señaló que el representante del propietario de la bodega aseguró que el inmueble lo rentan desde hace cuatro meses y que buscan al inquilino porque se retrasó en los pagos; sin embargo, precisó la mandataria, corresponderá a la FGR deslindar responsabilidades.
La jefa de Gobierno bajó al túnel donde se encuentran las tomas ilegales acompañada por el director de Pemex, Octavio Romero Oropeza, quien dijo que cuatro ductos afectados provienen de Tuxpan y uno de Tula, a los que conectaron mangueras de más de dos pulgadas de diámetro.
Excélsior publicó denuncia sobre ordeña de ductos
Periódico Excélsior. El túnel tiene una longitud de 40 metros de largo en el que había cinco tomas ilegales de gasolina fue descubierto por autoridades federales y locales al inspeccionar una bodega en la avenida 16 de Septiembre, colonia Santa Inés, en Azcapotzalco.
Excélsior dio a conocer el lunes la denuncia sobre la ordeña de ductos en la zona y la investigación en curso por parte de Pemex y la Fiscalía General de la República.

Este diario ingresó ayer al lugar, que fue asegurado por la SEIDO, y observó que el túnel comienza en el piso de un edificio de dos plantas y baja a tres metros de profundidad. Luego, sigue por más de 40 metros lineales para atravesar la calle Amores y llegar al predio donde opera una mayorista de productos informáticos y tecnológicos.
En todo el trayecto están repartidas las cinco tomas clandestinas. En el interior había una manguera de 30 metros de largo y diez pulgadas de diámetro conectada a uno de los ductos de Pemex.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor haga sus comentarios
Por favor ponga su nombre aquí